viernes, 9 de diciembre de 2011

¿Un blog moscoso?

Hace ya casi cuatro años que la revista La Mosca en la Pared entró en un segundo periodo de hibernación (mucho más largo que el primero que fue de año y medio, allá por 1996) y hace poco más de dos que tratamos de mantener vivo el proyecto como La Mosca en la Red.
  Han sido largos meses de trabajo que cada vez se ha ido haciendo más y más individual. Sin un centavo para mantener al sitio, al principio éramos un grupo de entusiastas con mil proyectos para hacerlo crecer y ofrecer una alternativa a los fieles y entrañables lectores de la revista de papel. Muchos de estos no aceptaron el nuevo formato y pedían el regreso de la vieja Madre Mosca, pero la falta de dinero lo hacía imposible y la única alternativa fue la de la red.
  Al principio, mucha gente empezó a colaborar y yo adopté el múltiple papel de director, coordinador, redactor, corrector de estilo y hasta webmaster. Me ponía en contacto con los colaboradores, recibía sus textos, los revisaba, los corregía, buscaba imágenes y videos, los subía, etcétera. Una labor titánica que debía hacer por amor al arte, pero que realizaba con gusto con tal de mantener con vida a la Mosquita.
  La respuesta, sin embargo, no ha sido la esperada. Del equipo inicial de entusiastas, prácticamente sólo quedo yo. De los muchos colaboradores que se apuntaron en un principio, la mitad al menos se ha desvanecido. Pero el trabajo sigue siendo el mismo y a veces, por atender a las labores que me ayudan a sobrevivir económicamente, no puedo darle todo el tiempo necesario a la página.
  Para colmo, el sitio de pronto se cae inexplicablemente y en su lugar aparece (como en estos momentos) un horrendo letrero que avisa “This Account Has Been Suspended”. No sé cuánto tiempo vaya a durar esta vez así (ya llevamos una semana “desmoscados”) y no se trata de hacer un catálogo de quejas, sino de buscar alternativas.
  Cuando veo el tráfico que visita a mis blogs (sobre todo El rojo y el negro) y la respuesta inmediata que existe en mi página personal de facebook y comparo con lo que sucede en La Mosca en la Red, descubro que tanto trabajo en esta última no reditúa en la cantidad de gente que la lee, en comparación con mis redes sociales. Por esto y por la mala imagen que da que el sitio quede suspendido de pronto sin que yo pueda hacer algo para resolverlo, más allá de avisar que estamos fuera del aire “por cuestiones técnicas”, he pensado en abrir un blog de La Mosca en la Red. No para sustituir a la página, pero sí para ir subiendo ahí distintas colaboraciones de los amigos que tan generosamente me las envían y luego tienen que esperar a que la página esté disponible para subirlas.
  Después de todo, hay quienes dicen que el sitio parece un blog y he visto páginas muy exitosas que no tienen un diseño apantallante pero sí muchas visitas. Voy a probar a ver qué pasa. Cuando menos tengo la garantía de que no estaré en la incertidumbre de si se ve o no se. Sus opiniones al respecto serán muy bien recibidas.

7 comentarios:

Rostov dijo...

Creí que era un éxito la página.

No es la primera vez que pasa eso de “This Account Has Been Suspended”, así que creo, es una buena idea lo del blog. Sí.

Buena suerte.

Pd: Espero con ansias el especial de Scott Walker cuando la mosca regrese al papel. :P

Toño Lascurain dijo...

Una lástima, es un esfuerzo que se agradece pero por lo visto no se aprecia

Toño Lascurain dijo...

Una lástima, es un esfuerzo que se agradece pero por lo visto no se aprecia

Mike Sandoval dijo...

A mi parecer uno de los principales problemas que enfrenta la página de LA MOSCA EN LA RED es que el servidor o lo que orgine su falla ha ocasionado una especie de desánimo entre los que por años hemos seguido muy de cerca la publicación. Pero finalmente lo que siempre le dió calidad a la edición en papel fue la constancia de sus colaboradores por lo cual, la alternativa del blog suena interesante y esperemos estar al tanto de lo que vayan publicando.

Mucho éxito HGM!

Dominique Jeahl dijo...

Ojala algun dia no tan lejano vuelvan a publicar La Mosca. Era la unica reva que compraba y desde que subitamente desaparecio, intente llenar el vacio con otras publicaciones, pero no fue lo mismo y desistí, no tenia sentido gastar mi dinero en anuncios publicitarios...

Abiud dijo...

Yo sigue al pie del cañon con la mosca, en el formato que aparezca.

Debo admitir que si se extraña la mosca en papel, pero no le aunque yo si apoyo pongale un boton para pasar una lana si se vale.

Su Satánica Majestad dijo...

La Marvin no está tan culera. Pero La Mosca era La Mosca. Jamás reuní tantos ejemplares de algo como de esa revista; creo que era lo único que de verdad coleccioné alguna vez.

Estaremos leyendo el blog, algo se deberá hacer para volver a tener frente a los ojos alguna cosa que le llegue a lo que hizo que soltáramos esos pesitos menstrualmente.

¡Saludos!